¿Qué cocina es más ecológica: gas, vitrocerámica o inducción?

Ra�l Abarca
Jueves, 15 julio, 2010
Enviar a Twitter | Compartir en Facebook

Ésta es una pregunta que me han hecho varias veces amigos míos y me he decidido a responderla aquí. Lo primero de todo debemos saber que la vitrocerámica y la inducción necesitan electricidad. Y para producir electricidad se consume mucha energía y se genera mucho CO2. Por lo que es más ecológico utilizar una cocina de gas, ya sea butano o gas natural. Eso sí, necesitaremos que tenga una buena campana extractora para los gases de la combustión.

En cuanto a las vitrocerámicas, primero de todo decir que existen de dos tipo, la eléctrica, la más conocida, y la de gas. La vitrocerámica de gas también es una buena opción, pese a que suelen ser un poco más caras consumen mucha menos energía que las eléctricas.

Las cocinas por inducción en cambio consumen menos energía que las vitrocerámicas eléctricas ya que funcionan por campos magnéticos que se crean debajo del cristal y no generan calor si no detectan la olla o la sartén encima.

Éstos son los tipos más convencionales de cocina: gas, vitrocerámica e inducción, pero existen alternativas mucho más ecológicas. Las cocinas solares, que se basan en la concentración de la radiación solar en un punto gracias a un reflector. En ese punto se coloca la olla que cocinará los alimentos. Este tipo de cocinas generan altas temperaturas y se puede freír o cocer.

Otra alternativa son las cajas térmicas, dónde se introducen las ollas tras llevarlas a ebullición para que sigan cociendo a baja temperatura 90-100 grados. Para ahorrar energía también puedes utilizar ollas a presión que necesitan mucho menos tiempo para cocer los alimentos y cacerolas de vapor por pisos.

Fotografía The Whisperer of the Shadows


Sección: Consejos Ecológicos, Consumo, Destacadas
  • 3 comentarios