La contaminación atmosférica afecta al desarrollo de los bebés

Ra�l Abarca
Miércoles, 25 noviembre, 2009
Enviar a Twitter | Compartir en Facebook

bebe

Los bebés expuestos a contaminación atmosférica durante su gestación nacen pesando unos 50 gramos menos que los que estuvieron expuestos a ambientes limpios y libres de humo. Ésta es la conclusión de un estudio realizado por el doctor Jordi Sunyer presentado en una reciente conferencia en Barcelona.

Se trata de una investigación a largo plazo, que lleva más de diez años viendo la evolución de 3.500 niños en diferentes lugares de España. El objetivo de este estudio es determinar que papel juegan los contaminantes ambientales durante el embarazo e inicio de la vida, y sus efectos tanto en el crecimiento como en el desarrollo de los niños.

Con los resultados obtenidos hasta el momento, se ha documentado que los contaminantes atmosféricos, producidos sobretodo por el tráfico rodado; los desinfectantes en el agua y los residuos que se adquieren a través de la dieta, tienen un efecto negativo en el desarrollo de los niños y en las enfermedades que sufren.

Algunos de estos efectos son polución pulmonar, asma y peor desarrollo neurológico y mental. En la exposición de su trabajo el doctor Sunyer recordó que ya en estudios del 2005 se constató que el DDT provoca cierto retraso en las funciones superiores del cerebro, tales como la capacidad de organización, la toma de decisiones y la competencia social.

Este estudio a largo plazo tiene un coste de un millón de euros anuales, ya que se pretende seguir cada año a una cohorte diferente de mujeres embarazadas, mientras se continúa evaluando los primeros bebés que entraron en el estudio, niños que ya tienen 10 años.

Vía EuropaPress Fotografía Sean Dreilinger


Sección: Salud