Cometas para generar energía

Ra�l Abarca
Lunes, 7 julio, 2008
Enviar a Twitter | Compartir en Facebook



El planeta necesita nuevas y refrescantes ideas en el problema de la energía. Nuestra sociedad de consumo es insaciable en su demanda energética para toda su tecnología. Como el hecho de cambiar de filosofía de vida por una menos consumista y más ahorradora es un procesos a muy largo plazo, se necesita generar la máxima cantidad de energía pero sin destruir de forma irreparable nuestro querido planeta.

Una de estas nuevas ideas viene de una empresa llamada Kite Gen. Esta empresa pretende revolucionar la forma de aprovechar la energía del viento. Esta empresa quiere utilizar cometas en lugar de molinos para generar energía. La idea se basa en que las cometas pueden llegar más alto que los aerogeneradores, donde el aire avanza a una velocidad superior.

El sistema bautizado como “el yoyó” consiste en sujetar con dos cables de 800 metros el artefacto volador (en este caso la cometa), que conforme asciende hace girar dos cilindros que, a modo de dinamo, producen energía. Cuando la cometa ha alcanzado su máxima altura un motor recoge los cables y el proceso vuelve a funcionar. Para recoger la cometa tan solo gasta el 15% de la energía generada en el alzamiento. Los impulsores de Kite Gen han diseñado además un sistema de navegación que, por medio de sensores adheridos a la cometa, da información a los cilindros de la base para que cacen o amollen los cabos de manera que el vuelo del artefacto sea siempre en forma de ocho. Así, el aprovechamiento del viento y la producción energética se maximizan.

Según Kite Gen, las cometas podrían llegar a producir hasta 1.000 megavatios de energía si 200 de ellas se conectaran a un anillo que, a modo de tiovivo, hicieran girar. Este tipo de central, que generaría la misma energía que una planta nuclear mediana, costaría entre 500 y 600 millones de euros, una sexta parte del precio de la atómica. La electricidad producida sería también muy barata, ya que, según los cálculos de Kite Gen, sólo supondría un tercio de lo que hoy cuesta la energía más económica, el carbón.

Parece que las ideas en materia de energias renovables se van desarrollando y van apareciendo. Esperemos que lleguen más y que los inversores las impulsen, porque buenas ideas sin dinero que las respalde no son más que castillos en el aire.

Vía Cotizalia


Sección: Energías Alternativas